Un hombre se disfraza de zombie y va sembrando el terror por las calles de Amsterdam ante la mirada aterrorizada de sus viandantes. Una broma macabra que seguramente te ponga los pelos de punta.

Dejar respuesta