Hay cosas que nunca deberíamos tirar por el baño por mucho que pensemos que no hacen ningún tipo de daño. Cuando conozcas los problemas que pueden provocar, ¡te lo pensarás dos veces antes de hacerlo!

No siempre somos todo lo limpios que deberíamos ser, y en muchas ocasiones tiramos la basura en el primer sitio que encontramos, en vez de hacerlo en las papeleras o en los contenedores correspondientes. Uno de los recursos más utilizados para deshacernos de algunos de los deshechos que generamos es la taza del baño, acción que hacemos porque pensamos que no causamos ningún tipo de mal, pero cuando veas lo que os traemos, os daréis cuenta que no es así. Empecemos con el repaso de estas cosas que nunca deberíamos tirar por el baño.

1. Toallitas húmedas

Este tipo de toallitas húmedas, se han convertido en uno de los mayores problemas de los sistemas de alcantarillado de las ciudades, ya que son el causante de la mayoría de los atascos que se producen, al no deshacerse. Muchos usuarios desconocen de este problema, y piensan que funcionan igual que el papel higiénico, que se desintegra fácilmente.

2. Tampones

Al igual que el caso anterior, con los tampones pasan lo mismo. Al no desintegrarse, tarde o temprano pueden provocar un gran atasco, ya no sólo en nuestra casa, sino en todo un edificio si vivimos en un piso. Lo mismo pasa con los bastoncillos para los oídos o los pañales, que aunque pueda parecer raro, hay gente que los tira por la taza del baño.

3. Aceite

El aceite es uno de los productos que más se tira por la taza del baño, un gran problema para la naturaleza, ya que un sólo litro de aceite, es capaz de contaminar 1000 litros de agua. A las depuradoras les cuesta mucho separarlos, por lo que ese residuo suele terminar contaminando la naturaleza. Lo suyo es que sea llevado al punto limpio de cada localidad.

4. Condones

Los condones están fabricados para no romperse, por lo que si son arrojados por la taza, al final acaban flotando en las alcantarillas, si antes no provocan algún tipo de atasco. La gente que utilice ese método anticonceptivo, debe tener muy presente que una vez utilizado, debe acabar en el cubo de la basura y no arrojado en la calle o en el campo.

5. Las colillas de los cigarros

Esto es algo muy habitual y que antes se veía mucho en los bares. Estos elementos, se quedan flotando en el agua y es necesario en ocasiones llevar a cabo varias descargas, para que sea tragado por la red de alcantarillado. Además, sus productos químicos, acaban en la red de aguas. Si sois fumadores, tened esto muy presente y no tiréis colillas al baño.

6. Productos de limpieza

Todo el mundo utiliza lejía o amoniaco para limpiar su hogar, pero se tratan de productos muy contaminantes y que no son fáciles de eliminar. Los expertos no dicen que no se puedan utilizar, pero si que antes de tirarlos, que nos aseguremos que están bien diluidos en agua.

7. Pinturas y disolventes

Este tipo de productos, están formados por elementos muy contaminantes, por lo que si nos queremos deshacer de ellos, lo mejor es llevarlos al punto limpio, pero nunca tirarlos por el inodoro. Si te pillan haciendo esta práctica, podrían incluso multarte por contaminar el medio ambiente.

8. Medicamentos

Todos los medicamentos están formados por productos químicos, que si llegan a la red de aguas, podría contaminarla, de ahí la importancia de que no sean arrojados por el baño. Además, en muchos países, han creado sistemas de recogida de medicamentos para evitar estas situaciones. Por ejemplo en España, en todas las farmacias nos encontramos un contenedor de recogida de medicamentos caducados.

9. Tiritas

El material del que está formado las tiritas que utilizamos cuando nos cortamos, tampoco es biodegradable, por lo que si las tiramos al baño, estaremos ayudando a aumentar las posibilidades de provocar un atasco. Algo parecido sucede con el hilo dental.

10. Basura orgánica

Aunque pueda parecer raro, si que se puede dar el caso de que en un momento determinado, arrojemos algo de basura orgánica por el inodoro. Aunque no es lo peor que podemos hacer, si que es recomendable no llevar a cabo esta acción para evitar que las depuradoras trabajen en exceso. Además, tirar una cáscara de plátano o resto de tomate, puede provocar con el paso del tiempo, importantes atascos de nuestras cañerías.

Todo esto que tiramos, puede causar importantes atascos en nuestro baño, pudiendo aparecer además malos olores. Si esto os ocurre, os dejamos este vídeo donde se explica trucos para eliminar el mal olor en el baño.

¿Tú también eres de los que tiras algunas de estas cosas por el baño o eres más cuidadoso y sueles tirarlo a la basura? Os animamos a que dejéis vuestros comentarios sobre este tema que os hemos traído. ¡Os estamos esperando!

Dejar respuesta