No soy un experto científico pero se que los genes son los culpables en el parecido físico con nuestros familiares. Este vídeo muestra el extraordinario parecido entre personas que comparten parentesco y lo hace de una manera fácil de entender. Podemos ver una única cara pero que está compuesta por dos personas que son familia. Ahí se ve el poder verdadero de los genes porque se puede ver de una maner muy clara lo similares que son los dos sujetos. Se hace con abuelos y nietos, padres e hijos, hermanos, gemelos… Todo lo necesario para que te des cuenta que no hay que subestimar nunca el poder de los genes.

¿Y tú? ¿Te pareces mucho a algún familiar? ¿Eres de esos que dicen que no se parecen a nadie de la familia?

Coméntanoslo…

Dejar respuesta