Mucho se ha hablado de los inteligentes que pueden llegar a ser algunos animales pero lo que hace este gato con su dueño nos parece realmente sorprendente. El dueño del animal sufre sordera por lo que si el gato maúlla el dueño no se entera de que lo hace. Viendo que de poco le sirve hacer ruido, este animalito ha tenido que aprender nuevas formas de comunicarse con su dueño cuando quiere que le dé de comer.

Para conseguir esto, lo que hace es mediante su patita, da una serie de golpes sobre el brazo de la persona y a continuación se la lleva hacia su boca, en señal de que tiene hambre. Una acción que me deja con la boca totalmente abierta y que además convierte a este gato en algo realmente adorable.

Vía: La voz del muro

Dejar respuesta