Educar a un niño no es una cosa sencilla, sobre todo cuando éste tiene pocos años y no atiende a razones y se cogen esas rabietas que te pueden llegar a sacar de tus casillas si no das con la tecla de como terminar con ella.

Hay muchas formas de rabietas, pero todas ellas son igual de molestas. Todas suelen empezar con unas pequeñas quejas, para luego arrancar en un pequeño llanto y finalmente terminar en gritos y golpes a todas las cosas y personas que se les ponen por delante.

La clave para terminar con las rabietas es dar con la tecla que haga al niño callarse y tranquilizarse, y esta madre dio con una forma muy original de hacerlo. Desde ese momento, cada vez que su hijo cogía una de estas rabietas, ya sabía lo que tenía que hacer para terminar con ella.

Si quieres saber como lo hacía, no dejes de ver el vídeo, lo mismo os sirve de inspiración para vosotros 🙂

Vía: Youtube

Dejar respuesta