Sin lugar a duda los smartphones se han convertido en los auténticos reyes del mercado tecnológico gracias a las muchas cosas que se pueden hacer con ellos. Estamos acostumbrados a unos terminales que traen unas determinadas características y que no se pueden modificar ya que todo está integrado, pero esto podría tener sus días contados gracias al proyecto ARA en el que está trabajando Google.

Se trata de un nuevo concepto de smartphone, donde el terminal sería totalmente configurable. Se empezaría con una placa base y se iría añadiendo el resto de elementos como la cámara, los altavoces, la pantalla, … Lo mejor de todo esto, es que si algo se rompe, el reemplazo sería muy rápido y sencillo.

En este vídeo podéis ver más sobre este smartphone del futuro.