Si hay una pelea que perdura desde tiempos inmemorables no es otra que la que mantienen los gatos con las escobas que están en las casas. No sabemos el por qué, pero es ver uno de estos cepillos en movimiento y los gatos se vuelven como locos queriendo pelear con ellas.

Suponemos que lo verán como un rival que intenta apropiarse de su espacio, o tal vez sólo hacen por diversión, pero la verdad es que cuando esto se produce, la escena que se monta es muy simpática. Ver a un gato queriendo coger el cepillo con su patita lo único que hace es que te de ganas de cogerlo y abrazarlo.

En el vídeo que os dejamos hoy podréis ver una recopilación de las mejores “batallas” de la historia mantenidas entre un gato y un cepillo. Digno de ser visto.

Vía: Youtube

Dejar respuesta