Es normal que cada vez más aparezcan estás escenas que nos hacen sobrecogernos provocada por la caza masiva de elefantes, ya sea por afán lúdico y por el tan preciado marfil. Aqui vemos al pobre elefantito que no puede separarse del cadáver de su madre hasta que el equipo de salvación de David Sheldrick Wildlife Trust entra en escena.

Dejar respuesta