Una joven nos muestra el calvario que tuvo que sufrir durante un año. Foto a foto vamos viendo los estragos que la pareja deja en su cara, somos testigos del brutal testimonio del maltrato machista. Pero como en muchas historias, esta tiene final feliz, y es que para que cualquier historia de este tipo la tenga es importante denunciar los hechos y estar sensibilizados con el tema.

Dejar respuesta